Libros electronicos


Cibercultura: la sociedad del ciberespacio (parte III)

En medio del ambiente creado por las nuevas tecnologías de la información, el hombre ha modificado su forma de vida; se han añadido nuevos espacios de socialización, en los que las personas son lo que quieren ser o son lo que realmente son. En otras palabras, cada cibernauta está en la capacidad de crear una nueva identidad: si en la vida real vive acomplejado por su figura física (es gordo y bajito), en espacios como chat’s, blog’s, e-mails y foros puede ser lo que siempre ha soñado (alto y delgado). O una persona homosexual que en la vida real no puede demostrar su condición sexual, en la web puede hacerlo.

En la modernidad el hombre afectado por la rapidez con la que se mueve el mundo, causada la mayor parte por las nuevas tecnologías, hacen de él una persona miedosa, interesada e incapaz de establecer relaciones a largo plazo. “Para nosotros, habitantes del moderno mundo líquido que aborrece todo lo sólido y durable, todo lo que no sirve para el uso instantáneo y que implica esfuerzos sin límite, esa perspectiva supera toda capacidad y voluntad de negociación” (Zygmunt, 2005, p. 48)

A continuación se nombrarán algunos casos reales sacados de los espacios ya mencionados (blogs’s, chat’s y correos electrónicos). Para empezar está el blogBaghdad burning, el blog de una joven de Irak”, escrito por una mujer que se hace llamar Riverbend:

Tiene veintitantos años y vive con su madre, su padre y su hermano en lo que parece ser una zona de clase media de Bagdad. Antes de la guerra tenía un empleo relacionado con la informática.

Escribe en un inglés excelente con una ligera inflexión estadounidense. Las nuevas anotaciones en su blog a veces aparecen a diario, y en ocasiones en intervalos de días o incluso semanas. Para muchos lectores estas anotaciones se han convertido, quizás, en la fuente más importante de noticias sobre Irak” (Riverbend, 2006, p.11)

A medida que se va leyendo el libro “Bagdad en llamas” o incluso directamente en el blog (http://riverbendblog.blogspot.com), se crea una cercanía entre el lector y Riverbend, ella hace que el lector se identifique con su situación, se sienta en Bagdad en medio de las explosiones y que termine admirando a las personas civiles que luchan por vivir. La autora encontró en un medio electrónico, el blog, la manera de desahogarse, de informar realmente acerca de la situación que se vive en Irak, una versión salida de un habitante real de la guerra, no de un periodista manipulado para decir lo que una gran corporación o gobierno quiera.

Con el ejemplo anterior se muestra como un espacio virtual se entrelaza con la realidad, en donde se pueden ver plasmadas ideas, pensamientos, sentimientos reales, que a través de un computador terminan siendo virtuales y puestos a disposición del mundo entero. De esta forma es como una persona común puede comunicar a nivel mundial cualquier información que se le ocurra (música, programas, sentimientos, situaciones, fotos, estudios de investigación, etc.)

Siguiendo con los ejemplos pasamos a ahora a uno que se gestó en un correo electrónico, y que como el anterior terminó siendo un libro impreso. Se habla entonces de “300 días en Afganistán” de Natalia Aguirre Zimerman:

Natalia Aguirre, la hija de Eva, es una médica gineco-obstetra que ocho meses atrás se había ido con Médicos sin Fronteras (MSF) para Afganistan, desde donde había dado en enviar correos electrónicos a sus conocidos y amigos porque tenía ganas de relatarles su experiencia. Puestas en estos términos escuetos, las circunstancias accesorias del manuscrito ofrecían no poco interés, dado lo exótico del destino al que fue a parar Natalia y dado que ni en Colombia ni en ninguna parte es usual que una profesional bien ubicada y con lo que se suele conocer como un futuro promisorio decida de buenas a primeras embarcarse para un país tan peligroso y remoto como Afganistán. (Aguirre, 2006, p. 8 )

Natalia fue una persona más que utilizó medios electrónicos para comunicar, en este caso, su estadía en Afganistán. A partir de e-mails que enviaba a su familia en Colombia construyó una historia real, una basada en su experiencia como médica y extrajera. Pero guardado relación siempre con su país natal (Colombia), dándose cuenta que tanto afganos como colombianos tienen la verraquera de salir a delante aún estando en medio de una guerra. Ella fue capaz de dar a conocer, inicialmente a su familia la realidad que se vive en Afganistán, una diferente a la que se puede ver en los noticieros y leer en los periódicos; correos que quedaron plasmados en un libro que ha sido leído por muchas personas, que sin haber estado allá, ahora saben como es.

Sin la herramienta correo electrónico le hubiera sido imposible a la autora comunicarse tan rápidamente con su familia, tal vez su estadía en ese lugar estaría narrada de otra manera, afectada por el sentirse más lejos de sus seres queridos y de su país. Pero se sabe que la historia es otra, una ayudada por Internet, que le permitió a través de un correo electrónico dar a conocer a su familia lo que vivía en una tierra lejana.

Pasando al mundo establecido por los chat’s, está el más reciente y revolucionario “Second Life” (SL):

“(..) es un mundo virtual 3D de interacción social creado por Linden Lab y fundado por Philip Rosedale. Es un mundo que está distribuido en una amplia red de servidores y al que se puede acceder a través de Internet. Este programa proporciona a sus usuarios o “residentes” herramientas para modificar el mundo y participar en su economía virtual, que opera como un mercado real. (Wikipedia, 2007, http://es.wikipedia.org/wiki/Second_Life)

 

Parte 1, de 2 de las respuestas de William Gibson dentro de Second Life sobre su reciente libro “Spook country” (You tube.com, 2007, http://www.youtube.com/watch?v=tPBzS9OAzAo&mode=related&search=)

 

Second life es realmente un mundo virtual, en el que cada usuario crea su avatar (representación grafica de una persona, para ser identificada como tal), en donde puede comprar con dinero real un terrero en el cual construir; existen calles por las cuales caminar, manejar un automóvil, una motocicleta; locales donde comprar ropa y accesorios; bibliotecas, bares, discotecas, auditorios en los cuales escuchar conferencias, etc. ¡Es un mundo virtual en donde se puede encontrar lo que hay en el mundo real!. Sin embargo, es importante aclarar que las relaciones que se establecen entre sus usuarios, son diferentes a las que se pueden entablar en la realidad. ¡Cuidado! Diferentes, más no una mejor que otra.

Este mundo virtual se convierte en uno en el que las personas se pueden mover como quieren y por donde lo deseen, están en la capacidad de tener la apariencia física que se les antoja; también comer, hablar, transitar por donde les apetece. En ese ambiente es que se desarrollan sin temor las relaciones afectuosas de la modernidad: “Las uniones no tienen en qué apoyarse salvo en el chateo y los mensajes de texto; la unión sólo se mantiene gracias a nuestra charla, nuestro llamado telefónico, nuestros mensajes de texto. El que deja de hablar queda fuera. El silencio es igual a la exclusión” (Zygmunt, 2005, p. 55)

Con respecto a las oportunidades y ventajas que puede llegar a ofrecer Second Life,, está la siguiente situación que le ocurrió a un aficionado: se encontró con una mujer, a la que le pidió que lo llevara a un lugar donde ella ya hubiera estado (dentro de SL), ella lo llevó a un museo, en el que se encontraron con otra mujer, ésta era de Bagdad, residía allá y era lesbiana; la experiencia contada por la mujer fue maravillosa, utilizaba SL como escapatoria a su realidad, realidad en la que no podía demostrar su inclinación sexual, mientras que en SL podía ser lo que realmente es. Para ella SL es un mundo en el que puede experimentar el amor hacia otra mujer, a la que le puede hablar e incluso tocar y besar (por medio de los avatares es posible); situación que la hace muy feliz.

Con el ejemplo anterior es posible hablar acerca de los sentimientos que se ven creados en Internet: son experiencias únicas, tal vez ilusorias, porque no es posible tener certeza sobre lo que se ve o escucha, pero se sabe que producen alegría, tristeza, emoción, ansiedad, y que a medida que el tiempo pasa se incrementan. La escapatoria a estos sentimientos puede ser el conocerse en la vida real, para terminar con la ilusión, o por el contrario fortalecerlos y perder el miedo.


Leave a Comment so far
Leave a comment



Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s



%d bloggers like this: